México celebra por primera vez el Día Nacional del Maíz

Comunidad, Conservación  /   /  Por Redacción Son Playas
Día Nacional del Maíz
México celebra por primera vez el Día Nacional del Maíz

La celebración se realizará cada 29 de septiembre por decreto del Congreso de la Unión

Este domingo se conmemoró por primera vez en México el Día Nacional del Maíz, con el objetivo de promover su valor cultural, alimentario y económico nacional.

Esta fecha se consideró pertinente debido a que desde hace miles de años los días finales de septiembre significan la época de cosecha del maíz, principalmente en la zona centro del país y en la región de la Montaña de Guerrero.

El decreto por el cual se declara el 29 de septiembre el Día Nacional del Maíz fue aprobado por el Congreso de la Unión el pasado 26 de septiembre del año en curso, fecha en que el Senado también aprobó la Ley Federal para el Fomento y Protección del Maíz Nativo.

Ley Federal para el Fomento y Protección del Maíz Nativo

Esta ley establece que la producción, comercialización y consumo del maíz nativo y en diversificación constante son una manifestación cultural y que su protección es obligación del Estado.

Para su conservación,  la nueva ley contempla la creación de centros de almacenaje de semillas de maíz. También se plantea la creación del Consejo Nacional del Maíz (CONAM), el cual fungirá como órgano de consulta del Poder Ejecutivo Federal.

No al maíz transgénico

El dictamen menciona que la población debe tener acceso al maíz libre de organismos genéticamente modificados y otras técnicas de mejoramiento genético

“Con ello, se evitan las mutagenesis o cualquier otra modificación desarrollada por la ciencia, sobre la cual no exista un absoluto grado de certeza científica, respecto a los riesgos para la salud humana y para que no contaminen las semillas nativas”, señala el comunicado emitido por el Senado.

De esta manera se busca proteger al maíz nativo, impulsar su producción y al mismo tiempo fortalecer a los pequeños agricultores mexicanos.

La iniciativa de ley fue presentada por la senadora Jesusa Rodríguez.

Teocintle, la madre del maíz

En este Día Nacional del Maíz te presentamos a los teocintles, antecesores directos de los cuales se domesticó el maíz como cultivo por lo antiguos habitantes de Mesoamérica.

Se considera que los teocintles se pudieron haber aprovechado en la antigüedad de manera similar a algunos usos actuales del maíz: consumo del jugo dulce de sus tallos, de sus frutos tiernos a manera de elote o como palomitas, tras exponer sus granos al fuego.

De acuerdo a información publicada en el portal de la Comisión Nacional para el Conocimiento y uso de la Biodiversidad (Conabio), los teocintles son un conjunto muy variable de pastos muy similares morfológica y genéticamente, al maíz. Se distribuyen como poblaciones aisladas de diferente tamaño desde el sur de Chihuahua, en México, hasta el suroeste de Nicaragua, pero presentan su mayor diversidad en México.

Al parecer el término “teocintle” aplicado a las gramíneas del género Zea, proviene de reportes de Centroamérica. Actualmente, en México, en las zonas donde se distribuyen los teocintles, son conocidos como “madre del maíz”, “maicillo”, “maíz de correcamino”, “acece”, “acecintle”, “maíz de coyote”, “diente de burro”, “milpilla”, “chapule”, “maíz de loma”.

Según la Conabio, los teocintles representan una fuente importante de genes para mejoramiento en el maíz, en aspectos de calidad nutritiva, resistencia a enfermedades, adaptación a condiciones de sequía o inundación, calidad agronómica, etc.

El maíz es la base de la alimentación de la mayor parte de la población urbana y semi urbana, con un consumo promedio per cápita al año de 196.4 kilogramos de maíz blanco.

Acerca del autor

Notas relacionadas

Los pobladores de la Meseta de Cacaxtla participan en programas de conservación. Foto: Raquel...

A través del monitoreo satelital, cualquier persona podrá seguir las rutas de más de 2 mil...

Jóvenes, niños y adultos se manifestaron pacíficamente en Mazatlán para exigir acción contra la...

Deja un comentario