Aunque saben que la contaminación marina requiere acciones preventivas y correctivas de mayor alcance, un grupo de personas realizó una limpieza en Playa Sur convocadas por la organización civil MazConciencia, con el objetivo de hacer visible la problemática ambiental y fomentar la disposición adecuada de los residuos.

En esta ocasión, los pescadores del lugar se unieron a la campaña consientes de que la contaminación marina tiene un impacto negativo en la pesca y en la salud humana, pues desde hace tiempo han encontrado basura y microplásticos en el estómago de algunos peces.

«Hemos encontrado botellas, tapones y bolsas adentro del vientre de peces como dorado, vaqueta, pargo y curvina», señaló el pescador Santos Ignacio Ramos González.

Estos hallazgos se han presentado principalmente en las especies depredadoras que se acercan más a la costa. Entre más basura llegue al mar, este tipo de casos se seguirán presentando con mayor frecuencia, mencionó.

Es por eso que la Unión de Propietarios de Lanchas de Pescadores de Playa Sur aceptó la invitación a participar en la jornada de limpieza que les hizo Sofía Trejo, coordinadora de MazConciencia.

También se contó con el apoyo de las organizaciones salvemos Nuestro Planeta y Last Chance 4 Earth, algunas familias y niños.

La basura siempre aparece

Aunque los pescadores del área limpian su espacio durante los horarios de trabajo, el viento y las corrientes marinas arrastran más basura. Adicionalmente, el mar recibe desechos contaminantes a través de las descargas de arroyos y ríos, comentó Fidel Benítez Mellado, secretario de la Unión de propietarios de lanchas de pescadores de Playa Sur, organización que cuenta con más de 40 socios y 30 pangas.

Esta es la primera vez que se realiza una jornada de limpieza masiva con el apoyo de personas u organizaciones externas en Playa Sur y existe la intención de continuar con este tipo de colaboraciones, mencionó.

«A nadie le gusta tener un cochinero, todos tratamos de poner nuestro granito de arena», señaló.

Los plásticos, colillas y  envases que se retiraron de la arena se depositaron en tambos y bolsas. Esos desechos pudieron terminar en el mar, en el estómago de peces, aves y otros animales marinos, comentó aparte Sofia Trejo.

Desde hace 15 días, en esta pequeña playa se dispone de dos colilleros donados por Sofía, en uno de los cuales se obtuvo una gran cantidad de piezas.

Playa Sur, Mazatlán
Personas que participaron en la limpieza de Playa Sur. Foto: Son Playas.
Limpieza de Playa Sur
Colillas de cigarro recolectadas durante la limpieza. Foto: Son Playas.
Playa Sur, Mazatlán
Limpieza en Playa Sur, Mazatlán. Foto: Son Playas.
Playa sur
Pescadores, familias y organizaciones civiles participaron en la jornada. Foto: Son Playas.

Notas relacionadas:

Limpieza de playas; el cuento de nunca acabar

Piden baños públicos en playas; recolectan firmas

Bolsas de plástico: las falsas medusas del mar que matan tortugas

Artículo anteriorEl río Mololoa devorado por la urbanización
Artículo siguienteSe relaja control sanitario en playas